"Si pudiera dormir rodeándote con mis brazos, la tinta podría quedarse en el tintero" (D. H. Lawrence)

jueves, 8 de octubre de 2015

II Petit Sant Jordi


     Este fin de semana he tenido el placer de presentar " Con patente de  corso" en  el evento "II Petit Sant Jordi" en Caldes de Malavella, un municipio  catalán con maravillosos balnearios.
Y tuvieron a bien otorgarme el 2º premio de microrrelatos, el mismo que hoy os dejo para que juzguéis  si quedó chuli o no.




"En la estación"

Lo sabía, sabía que era una locura; estaba despidiendo a mi amiga Marta que regresaba a sus estudios cuando te descubrí. El chico de la noche anterior, el de las miradas en el bar y la copa invitada en la distancia. Tus ojos me traspasaron a través de la ventanilla y aunque el tren se estaba poniendo en marcha corrí; corrí como una loca sintiendo que si no te conocía mi vida ya no sería la misma. Una sonrisa asomó a tu semblante cuando me viste salir disparada mientras tu mano mantenía abierta la puerta del vagón para que subiera. Me sostuviste en tus brazos y como si un imán invisible nos atrajera, unimos nuestros labios para después reír , sorprendidos y eufóricos. Una chispa de esperanza brilló en tus iris castaños y el sonrojo se adueñó de mi rostro. Me llamo Héctor, dijiste. Carolina, balbuceé. Y volvimos a reír, nerviosos. Apoyados en las paredes de metal mantuvimos la conversación más breve e intensa que soñamos nunca. Supe de ti y supiste de mí, de mis esperanzas opositando y de tus anhelos como arquitecto. Me regalaste el dibujo que hiciste anoche en una servilleta observándome charlar con mis amigos. Supe que te había hechizado con tanta fuerza como tú a mí.
E iniciamos un futuro juntos.
No importó que me bajara dos estaciones más adelante, ante el pasmo de Marta, que me reconoció desde el otro vagón y mi móvil comenzara a sonar enloquecido, instándome a contarle qué había ocurrido. Y reí, reí a carcajadas, porque mi corazón se había reconocido en el de Héctor y ya nada volvería a ser igual. Jamás igual.





1 comentario:

  1. Bien merecido, diría yo :) Encantada de conocerte. ¡Nos volveremos a cruzar, seguro!

    ResponderEliminar